El Sintoísmo, religión de toriis y kamis

sintoismo

La religión nativa de Japón es el sintoísmo, una religión que establece un vinculo permanente entre el Japón moderno y el Japón antiguo.

Nace como un conjunto de folclore, mitología e historias que se organiza con el tiempo y se puede decir que es una religión animista, relacionada con las fuerzas de la naturaleza, que entiende que los kami o espíritus naturales conviven con las personas y comparten el mismo mundo.

Millones de personas practican el sintoísmo en Japón y a pesar de la llegada del Budismo los rituales y creencias shinto perduraron y perduran. Los japoneses son en su gran mayoría budistas y shintoístas al mismo tiempo y no se hacen ningún problema con eso. Pareciera que las cosas mundanas, de la vida en general, son tratadas desde una perspectiva sintoísta y que las cuestiones de la muerte y el mas allá caen dentro del budismo.

Todas las religiones tienen su propio mito de la religión y en el caso del sintoísmo es la historia de Izanagi e Izanami, creadores de las islas japonesas. A su vez todo tiene un kami, una esencia o espíritu, y hay ciertos lugares que sirven como lugares de conexión entre las personas y los kami, como los santuarios, templos, ríos, montañas, rocas, árboles, etc.

Cuando hablamos de la familia imperial japonesa y dijimos que tiene un rol fundamentalmente religioso es siempre dentro del sintoísmo. Hay ciertos rituales sintoístas que sólo sus miembros pueden hacer. ¿Pero cómo distingues un santuario sintoísta? Fácil, en los mapas parecen marcados con un torii, uno de esos arcos tradicionales japoneses de color rojo que precisamente simbolizan el paso de lo profano a lo sagrado.

Los japoneses que hoy practican rituales sintoístas lo hacen vestidos con la ropa que se usaba durante el período Heian y Nara y siguiendo las prácticas de entonces.

Foto: vía Japan Uptown

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Cultura


Deja tu comentario