El Templo Horyu-ji, en Nara

Horyu-ji

El Templo Horyu-ji (o Templo de la Ley Floreciente), uno de los más antiguos del país, fue construido por mandato del Príncipe Shotoku a unos 12 km de la ciudad de Nara, aquel a quien se atribuye el haber llevado el budismo a Japón. Su impresionante pagoda de cinco pisos de altura, así como las estructuras que la rodean se han convertido en uno de los lugares más visitados y venerados de todo el territorio nacional.

Erigido durante el siglo VII, se lo considera como el templo de madera más antiguo del mundo, de los que aun se conservan en uso. Este lugar pasó a formar parte de la lista de Patrimonios de la Humanidad de la Unesco en el año 1993, además de ser uno de los Tesoros Nacionales de Japón.

La primera y más antigua de las edificaciones del Templo Horyu-ji se terminó de construir en el año 607, y fue dedicada a Yakushi, (el Nyorai de la sanación), así como al padre del príncipe Shotoku. Según recientes estudios de arqueología, el templo del príncipe (hoy en día desaparecido), debí de encontrarse en la parte más oriental del complejo, y también hay otras construcciones que formaron parte del conjunto y que no han podido llegar hasta nuestros días.

Apenas 70 años tras su construcción, el templo fue alcanzado por un rayo y fue pasto de las llamas, por lo que se debió emprender su reconstrucción, aunque esta vez, se orientó el edificio hacia el Noroeste. A lo largo de su historia sufrió diversas ampliaciones y reformas, pero siempre respetando el diseño y los materiales originales. Tal ha sido el respeto mostrado hacia el templo durante estos siglos, que incluso después de que la familia Shokotu fuese derrotada y ajusticiada, los enemigos del clan decidieron conservarlo, eso si, bajo su poder.

Información práctica

  • Como llegar: podemos tomar un autobús desde la estación de Kintetsu Nara y apearnos en la parada de Horyuji-mae, y nos dejará en la misma puerta del templo.
  • Horarios: abre de 8:00 a 17:00 horas en horario de Verano y de 8:00 a 16:30 horas en horario de Invierno.
    Precios: la entrada es gratuita, pero para visitar el interior del complejo Oeste debemos pagar una entrada de 1.000 yenes.

Foto vía: yunphoto

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Nara


Deja tu comentario