El Bosque Kumano, un sitio muy espiritual

kumano

Japón es un país montañoso rico en bosques pero si se trata de bosques con espíritu el que encabeza la lista es el Bosque Kumano. Está ubicado en la península Kii en la prefectura de Wakayama y tiene picos y valles uno junto a otro, como si fuera un océano con curvas que se mueven con el viento.

En tiempo antiguos, desde el período Heian (794-1192) hasta el período Edo (1603-1867), estas tierras boscosas eran una ruta de peregrinación. La gente común y los emperadores solían venir aquí y visitar sus tres grandes santuarios que aún hoy se conservan y que ya forman parte de la lista de Patrimonios de la Humanidad de la UNESCO.

Durante el periodo Heian estas montañas y sus frondosos bosques eran consideradas como una Tierra Pura del Budismo y por lo tanto eran sagradas. Hoy las colinas están cubiertas mayoritariamente por plantaciones de cedro japonés pero en aquellos tiempos estos bosques eran oscuros y densos y una profunda sensación espiritual reinaba en ellos.

Incluso hoy, si nos aventuramos por los caminos veremos estelas de piedra y tallas que marcan el viejo sendero serpenteante. Experimentaremos cierto sobrecogimiento ante algo invisible, que no vemos pero sentimos, pequeño pero enorme al mismo tiempo. Y entonces podremos sentir una pequeña parte de lo que sentían los peregrinos de antaño, un poco lo que los protagonistas de las películas de Hayao Miyazaki experimentan cuando pisan uno de los bosques que tanto ama el director de anime.

Bien, que estas tierras sin lugar a dudas inspiran la imaginación y así han dado tela para cortar a muchos escritores. Si quieres seguir la ruta el camino de peregrinación de Kumano cubre cerca de 500 km, a veces pavimentado y otras no, a veces duro y a veces un verdadero paseo.

Foto vía: theodora

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Parques Naturales


Deja tu comentario