- Sobre Japon - https://sobre-japon.com -

Playa Shirahama, destino en Shimoda

A unos escasos 100 kilómetros de Tokyo está la Península Izu, un destino muy popular de vacaciones ya que tiene muchos manantiales de aguas termales, hermosas costas, playas, un gran clima templado, montañas, bosques y estupendas vistas del monte mas famoso de todos, el Monte Fuji.

La parte este de la costa está bien conectada con la capital mediante una red ferroviaria y la costa oeste, menos desarrollada,  está conectada con autobuses. Cualquiera de las dos es un buen destino y ya sabemos que tanto los trenes como los autobuses japoneses son medios de transporte son muy eficientes.

La Península Izu es en definitiva un destino maravilloso para descubrir en coche o en bici, alquilando cualquiera de las dos cosas una vez allí.

Acude mucha gente los fines de semana y los días feriados así que si puedes evitar esos momentos no tendrás problemas con el tránsito y todo será más tranquilo. En un país tan pequeño pero poblado cualquier fin de semana largo o día no laboral puede ser terrible para trasladarse. Bien, que cerca del extremo sur de la península está Shimoda, el sitio donde amarró el famoso Comodoro Perry que obligó a que las fronteras japoneses se abrieran al comercio en 1854.

Y en las afueras de Shimoda está la hermosa playa de Shirahama. Se trata de una extensa playa de arenas blancas que es uno de los balnearios mas populares de Izu a la hora de tomar el sol y practicar surf. La playa está cerca de un templo shinto, el Shirahama Jinja, y la temporada oficial para nadar es de mediados de julio hasta finales de agosto aunque el clima cálido dura casi todo septiembre.

Shirahama está a 4 km del centro de Shimoda y llegas por una carretera en autobús. Estos coches salen por parejas cada hora desde la estación central y apenas tardan 10 minutos en hacer el recorrido. Por alrededor de 320 yenes estás en la playa para pasar un día a puro sol y mar en el verano japonés. ¡Recuerda empacar el traje de baño!

Foto 1: vía Manuele Zunelli

Foto 2: vía Iclo2