Onsen, un placer japonés

onsen

Hemos hablado en varias oportunidades sobre los pueblos japoneses que viven del turismo de sus baños termales. Al ser Japón un país montañoso donde la tierra sigue en actividad y hay volcanes los manantiales de agua caliente y mineral son algo bastante frecuente. Y muy utilizados, por supuesto, desde hace muchos pero muchos años.

Algunos pueblos se han construido en torno a este tipo de turismo y muchos han sobrevivido el paso de los siglos y son hoy destinos dobles, de placer y bienestar y culturales e históricos. Lo cierto es que los onsen son en Japón algo muy numeroso y muy popular también.

Cada región del país tiene su propio puñado de onsenes y pueblos turísticos onsen. Hay, empero, muchos tipos de onsen y se clasifican de acuerdo a los minerales que están presentes en el agua. Cada mineral provee distintos beneficios para la salud aunque en líneas generales todas las termas apuntan a relajar el cuerpo y el alma.

Hay variedades de onsen: los que son a techo cubierto, los que son al aire libre, los que son mixtos y aquellos que son sólo para mujeres y sólo para hombres. También están los menos y los mas desarrollados. Muchos de los onsen pertenecen a un ryokan, las casas de huéspedes tradicionales japonesas pero muchos otros son casas de baños públicas.

Si quieres la experiencia completa lo mejor es alojarse en un ryokan con onsen pero si no te alcanza el dinero lo mismo puedes dormir en un sitio mas barato y pagar aparte el ingreso al baño caliente. De cualquier forma, es una experiencia que no puedes perderte su vas a Japón. En serio. Apunta estos nombres:

. Hay muchos onsen en Hakone, cerca de Tokio, en el medio del valle y a orillas del lago Ashi.

. En la prefectura Gunma están los onsen Minakami, Okaho y Kusatsu, por ejemplo.

. Para estar en contacto con la naturaleza puedes darte un baño en el onsen del parque Nacional Shiretoko.

Foto: Brastel Creative

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Costumbres


Deja tu comentario